Milagro Sala, en boca de todos

Macri, Urtubey, Morales Solá, Avruj, Caamaño, el “Perro Santillán”, el Superior Tribunal de Justicia de Jujuy…

Desde hace ya un par de semanas, y cada vez con mayor presión internacional sobre la Argentina, desde el presidente Mauricio Macri hasta formadores de opinión de la Capital Federal, pasando por legisladores y funcionarios, hicieron referencia a la situación judicial de la líder de la Tupac Amaru.

Los primeros días de diciembre fueron quizás los de mayor debate (y presión) por la situación judicial de Milagro Sala, la líder de la organización barrial Tupac Amaru, quien se encuentra detenida con prisión preventiva, implicada en ocho causas penales, entre las que se cuentan delitos relacionados con la corrupción.

Las expresiones en favor de la libertad de la dirigente por parte de organismos internacionales, a los que el gobierno escucha pero relativiza por su falta de información, han logrado instalar el debate en el país.

Por lo bajo, además, los funcionarios señalan el sesgo ideológico de los promotores de la libertad de Milagro Sala, en algunos casos con clara identificación con el gobierno kirchnerista.

Ese contexto motivó que fuera el presidente Mauricio Macri, durante una conferencia de prensa, quien se refiera abiertamente a la situación de Sala.

Macri consideró que hay delitos que justifican la detención de la líder de la Tupac, aunque le pidió al gobernador Gerardo Morales que se encargue de comunicar “con claridad y sin segundas intenciones” qué es lo que ha sucedido en Jujuy durante la década en la que Sala se convirtió en un verdadero factor de poder.

La voz del presidente sobre el caso Sala fue la de mayor peso durante el anterior fin de semana, pero no la única.

El columnista del diario La Nación, Joaquín Morales Solá, dedicó su columna al tema y lo calificó como “un serio problema de política exterior” para el país.

Allí, el periodista conjetura sobre la definición del caso y recomienda “prudencia” para no convertir “en mártir a quien no merece serlo”.

El secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj, defendió la posición del gobierno - la que respeta el accionar de la justicia jujeña y afirma que hay elementos para mantener a Sala en prisión - aunque deslizó la posibilidad de visitarla en el penal.

En tanto, la diputada nacional Graciela Camaño, integrante del Frente Renovador que lidera Sergio Massa, aseguró que la opinión de los organismos internacionales no obliga en modo alguno a la justicia a liberar a Milagro Sala, y respaldó la continuidad del proceso judicial. No obstante, cuestionó al poder ejecutivo por sus dificultades para explicarle a la comunidad internacional acabadamente el caso.

Calificó la defensa internacional de la dirigente jujeña como “excelente” y apuntó contra el ejecutivo nacional por “falta de iniciativa” a la hora de presentarse y aclarar la situación.

En Jujuy, quien se refirió al tema fue el histórico dirigente municipal, Carlos “el Perro” Santillán, enfrentado a la acusada desde hace más de una década.

“No creo que la ONU haya hablado con el pueblo que sufrió los aprietes de Milagro Sala”, resumió Santillán y se mostró preocupado por rumores de posibles “negociaciones” para la liberación de la dirigente, a los que le dio entidad.

En medio de todo el debate mediático, el Superior Tribunal de Justicia, máximo órgano del poder judicial en la provincia, ratificó los argumentos de primera instancia sobre el riesgo procesal de poner en libertad a Milagro Sala, con los argumentos ya conocidos en Jujuy, aunque al parecer no tanto más allá de sus límites: los testigos en la causa manifiestan temor a la dirigente, a la que denuncian por una metodología violenta ejercida para presionar durante la última década.

Urtubey no anda con vueltas: “Se la juzga por delitos comunes, no políticos…”

San Salvador de Jujuy © El gobernador de Salta opinó sobre la controversia en torno a la detención de la dirigente jujeña, y defendió la independencia de la justicia provincial. “Se está investigando si se robaron plata de la Subsecretaría de Viviendas de la Nación”.

Otra voz de peso se sumó a la polémica en torno a la situación judicial de Milagro Sala.

El gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, consideró que “se habla de una supuesta persecución política”, cuando en realidad “se está investigando si se robaron plata de la Subsecretaría de Viviendas de la Nación, que se quedaron con dinero y que no puede justificar un ritmo de vida que no tenía que ver con eso”.

Urtubey fue uno de los gobernadores que impidió el ingreso del modelo Tupac Amaru en la provincia de Salta, habiendo observado los métodos que utilizaba la organización creada por Sala en Jujuy para monopolizar la ayuda social.

A pocos kilómetros de San Salvador de Jujuy, el mandatario salteño se mostró inicialmente cauto a la hora de referirse a la situación judicial de Milagro Sala, pero más tarde opinó que el proceso judicial que sigue en su contra nada tiene que ver con la política si no con la delincuencia común.

“Me da la sensación que estamos hablando de delitos comunes. Que en el medio haya cuestiones políticas, es obvio porque ella hacía política”, expresó.

Sobre la polémica dijo “si una persona está detenida porque robó, amenazó y está sospechada por la muerte de un militante de ese propio espacio y haya que liberarla porque tiene posiciones políticas distintas al Gobierno, es entrar en un terreno muy difícil”.

“Está siendo juzgada por la comisión de delitos comunes no políticos”.

Finalmente, hizo alusión a la fuerte presión en el extranjero por parte de organismos de derechos humanos. “La Argentina tiene que dar todos los informes que tengan que dar, pero nosotros somos un país libre e independiente. Tenemos que explicar todo, pero también hay que entender que muchos organismos idealizan e imaginan cosas que nada tiene que ver con la realidad. Somos nosotros los que vivimos acá”. (Fuente: www.jujuyalmomento.com)


Síguenos...
  • Twitter Basic Black
  • Facebook Basic Black
 Artículos Recientes

© 2015 by Sebagrafic Design.

Visitantes