Jujuy sitiada por Milagro Sala

La protesta de la polémica organización Tupác Amaru lleva ya veinte días

"Estamos modificando todo el sistema de planes sociales, Milagro Sala se llevaba bolsas de plata del banco y se hacía pagar cheques de no menos de 50 mil pesos", dijo a poco de asumir la gobernación de la provincia de Jujuy Gerardo Morales.

Este fue el detonante que hizo estallar la ira de Milagro Sala, quien comenzó utilizando los medios de prensa para pedir dialogo con el gobierno, luego la estrategia fue enviar hartas misivas, para finalmente instalar un acampe el la Plaza Belgrano, el principal paseo de la ciudad, frente a la Casa de Gobierno donde en otra de sus recurrentes protestas causó un incendio que puso en peligro el histórico Salón de la Bandera. "De acá no nos movemos hasta que nos reciba Morales..." vociferaba Sala mientras sus militantes hablaban de “resistencia”, de “derechos adquiridos” y del “gobierno nacional y popular”.

Justo frente al acampe de Sala, el mandatario provincial en una concurrida conferencia de prensa anunciaba que a cada persona se le respetaría la asistencia que esté recibiendo del Estado, además de garantizar el trabajo de la cooperativas, pero esta vez sin intermediarios, que cada beneficiario recibirá la asistencia de manera directa.

"No vamos a tolerar intermediarios, no vamos a permitir el Estado paralelo de Milagro Sala que le destruye la dignidad a las personas. Tenés un plan y para mantenerlo tenés que cortar rutas, ir a un acampe, 'te doy una vivienda, no te doy la escritura'; 'si no venís a cometer hechos de violencia, te quito la casa'”, explicó el gobernador sobre el manejo de la Tupac Amarú.

Morales habló también de un "plan de transparencia" en referencia a los planes sociales, donde exista un verdadero control sobre el destino de los fondos públicos.

El plan presentado por el gobierno jujeño apunta a bancarizar todos los planes sociales, inclusive a reemplazar los bolsones por tarjetas alimentarias. Para este cometido la primera etapa fue la de confeccionar un primer padrón, ya que durante el gobierno de Fellner y Sala, la ayuda a los más necesitados se realizaba de manera absolutamente discrecional, con intermediarios varios, que iban desde punteros políticos del régimen hasta las mentadas optimizaciones dependientes de la Tupac Amaru.

El Estado provincial no contaba con el más mínimo registro de la cantidad de personas necesitadas de la asistencia estatal, los bolsones eran utilizados como moneda de cambio.

El pobre recibía el bolsón, y a cambio debía participar de actividades proselitistas o bien de las marchas, piquetes o protestas varias que organizaba Sala.

La ayuda social nacional llegaba a dos cajas: una la que manejaba el propio gobierno provincial y la otra la de Milagro Sala, de manera tal que dos estados se disputaban silenciosamente la entrega de la ayuda.

Tal era el desmanejo que en el primer empadronamiento que realiza el actual gobierno 56.000 familias de la ciudad capital concurrieron hasta la sede gubernamental para asentar su necesidad.

De este total, se detectaron 26.000 que nunca habían recibido ayuda alguna. Paradójicamente estas últimas provenían de los sectores más vulnerables de los asentamientos más alejados de la ciudad.

"El desafío es restablecer el orden, que se cumpla la ley y devolverle derechos a las personas, escritura para el que tiene vivienda y que nadie lo moleste; al que tiene un plan garantizar las cuatro horas y la tarea que tiene que cumplir y que nadie lo persiga", enfantizó Morales.

Las viviendas a las que hace referencia Morales son a las que están en los denominados "barrios de la Tupac", especialmente las ubicadas en la zona del Alto Comedero de San Salvador de Jujuy.

Allí, con incontables sumas que llegaban directamente desde el despacho de Alicia Kirchner, Milagro Sala hizo construir viviendas que eran otorgadas a los militantes de su agrupación.

El dato llamativo es que las mismas son entregadas en calidad de dádiva o préstamo, ya que los moradores nunca recibieron ningún papel que acredite no solo la propiedad de la vivienda, como así tampoco algo que acredite que moraban en el lugar.

Esto tiene su explicación. El techo también es utilizado por Milagro Sala como moneda de cambio, ya que era un elemento fundamental a la hora de conseguir militantes que marchen, que pinten carteles o bien que realicen cualquier actividad que la "organización" requiera.

Morales aseguró que cada persona recibirá la escrituras de las viviendas.

Por otro lado el gobernador les pidió “paciencia” a los jujeños y denunció que por su parte continúa recibiendo amenazas.

El comercio en quiebra

Los responsables de los negocios ubicados alrededor de la Plaza Belgrano entregaron una carta al gobernador Gerardo Morales para solicitarle una indemnización por las pérdidas. Indicaron que las ventas fueron reducidas con bajas de un 100%.

El ministro de Gobierno Agustín Perassi mantuvo una reunión con los comerciantes, a quienes instó a que formulen las denuncias correspondientes en los fueros judiciales.

Los comerciantes llegaron acompañados por los empleados, quienes expresaron que ante la obligación de cerrar están en riesgo las fuentes laborales.

“Los hoteles bajaron a un 50% en ocupación cuando es temporada alta, y los demás negocios tememos ante la falta de clientes que no se quieren acercar”, señaló Alejandro Rivera, vocero de comerciantes independientes.

Sobre este tema, Ministro de Hacienda, Carlos Alfonso, confirmó que los comerciantes se acercaron pidiendo ayuda estatal: “Efectivamente, la idea es tratar de buscar mecanismos para resarcir económicamente a los perjudicados por este acampe”, y agregó que el primer paso es “acercar la denuncia correspondiente, para poder hacer un relevamiento y determinar el daño efectivo”.

Respecto a los comercios afectados, no sólo sufren los efectos aqullos ubicados en el perímetro de Plaza Belgrano sino también en todo el sector que colinda con la plaza principal.

El gobierno realizará el primer estudio de pérdidas en el perímetro de la plaza, después está previsto avanzar sobre las otras arterias donde el comercio se vio sustancialmente afectado.

En algunos comercios las pérdidas alcanzan el 100%. “Queremos hacer el relevamiento de la situación sobre bases ciertas”, dijo Alejandro Rivera, quien también habló sobre el turismo: “en ese caso no es posible establecer los daños fehacientes, pero sin duda esta situación no genera una buena posibilidad para el desarrollo turístico”.

Sobre el monto del resarcimiento a los comerciantes, Alfonso mencionó que “son distintos los comercios y servicios, son distintas actividades y tenemos que evaluar cómo se desempeña cada actividad, cuáles son las ventas que han tenitenido en diciembre y en relación con diciembre del año pasado, para finalmente definir cuál fue el porcentaje de incidencia en estos meses”."Se les va a cobrar a Milagro Sala, a la Tupac Amaru, a través de los embargo que se van a realizar por los hechos ilícitos que se están cometiendo en estos momentos que es la toma de la plaza pública y el impedimento al derecho a trabajar que están teniendo hoy los comerciantes", dijo de manera terminante el Secretario de Gobierno, Luciano Rivas.

Pedido de desalojo

Los comerciantes en su encuentro con el gobierno provincial, también solicitaron el inmediato desalojo de la plaza utilizando la fuerza pública.Este pedido fue rechazado por el gobierno, argumentado que todos lo elementos ya obran en manos de las autoridades judiciales y serán estas la que determinen los pasos a seguir."La idea es que está situación se termine lo más rápido posible, y por supuesto que el Gobierno pagará inmediatamente el resarcimiento, pero ya se está accionado legalmente contra las organizaciones sociales ya que el resarcimiento deben pagarlo las organizaciones acampantes”, dijo Alfonso.

Al ser consultado por el estado actual del Ministerio de Hacienda, Alfonso dijo que “estamos trabajando ahora, recopilando y armando datos de la situación actual. Nación está trabajando en la situación actual de Jujuy”. Agregó que “tenemos déficit fiscal en la provincia, tenemos que ver los números pero al parecer son mayores de los que creíamos”. El funcionario cree que “en el mes de enero vamos a tener el diagnóstico definitivo”.También confirmó que “recibimos 300 millones en diciembre y ahora en enero la designaremos la ayuda extraordinaria en las primeras semanas “, y remarcó que en Jujuy “el 70% se usa para pagar sueldos, hay mucha cantidad empleados públicos y tenemos que trabajar sector privado”.

Respecto a la Ley Impositiva 2016 expresó que “va a modificar el impuesto inmobiliario, se va a realizar un revaluó porque hay muchas casas que no están escrituradas y lotes en situación irregular, con contribuciones y han sido declaradas”. La presión ya comenzó a llegar desde distintos sectores, lo que obligó al gobierno no solo a denunciar a Sala y la Tupac por el daño ocasionado a los comercios, sino que además inició acciones legales a fin que sea la misma organización la responsable de hacer frente los gastos que demandará reparar la Plaza Belgrano, pidiendo el embargo preventivo de bienes muebles e inmuebles.

El anuncio se da en el marco del hartazgo que ha mostrado la población en los últimos días por la obstrucción en la circulación que significa el acampe de la Tupác Amaru y por los daños ocasionados en la Plaza Belgrano, así como la basura tirada en el suelo y los olores nauseabundos que emanan en las adyacencias que son utilizadas como baños.

Los integrantes de la Tupác Amaru han transformado la plaza principal de Jujuy en un camping, donde se dan el gusto de jugar al fútbol, comer, bañarse en la fuente y ahora también instalaron piletas de lona de grandes dimensiones.


Síguenos...
  • Twitter Basic Black
  • Facebook Basic Black
 Artículos Recientes

© 2015 by Sebagrafic Design.

Visitantes